Al momento de diseñar un balcón en el hogar se tiene presente la seguridad, pues esta es fundamental para evitar accidentes.

Las barandas de balcón proporcionan un apoyo en el cual podemos reposar nuestro cuerpo sin embargo este no está del todo seguro si no lleva balaustres. Los balaustres protegen los balcones como una fila de rieles verticales que bordean el exterior de la barandilla, entre el pasamanos y la parte de arriba del balcón.

Protección y Barandas para Balcones

La función más importante que cumplen los balaustres es la de evitar que los más pequeños del hogar metan el cuerpo entre los espacios anchos y abiertos y caigan al piso. También puede impedir la caída de objetos que suelen rodar por el borde de la terraza. Para hacer tus propios balaustres pon mucha atención.

Toma medidas del espacio que compone la parte superior de los pasamanos y la parte inferior de la viga del piso por todo el balcón. Debemos medir el lado dela barandilla que está alineado con el otro lado del balcón, pues es la parte donde se va perforar para instalar los balaustres.

Seguimos midiendo la distancia de los postes donde se van a instalar los balaustres. Ahora calculamos el número de barrotes que vamos a emplear para cada longitud. Para lograrlo podemos usar la siguiente ecuación: X es igual al número de balaustres, Y representa la longitud del espacio entre ellos. R es el ancho de cada balaustres y D es igual a la distancia entre cada uno. Calcula así: RX + (X+1) Y = D.

Protección y Barandas para Balcones

Cuando ya tenemos las medidas, compramos los balaustres del tamaño necesario para cubrir la distancia que acabamos de medir. Ahora marca cada balaustres con un lápiz para señalar un espacio de 1 ½ pulgadas desde la parte superior y 1 ½ pulgadas de la parte inferior. Aquí vamos a insertar los tornillos.

Vamos a ir a desde la parte de afuera del balcón (con una escalera) y sostenemos el primero balaustres de modo que la parte superior esté al ras con la parte superior de la barandilla; y la parte inferior esté al ras con el borde inferior del balcón. Ahora colocamos un tornillo especial para madera en cada punto que marcamos en la barandilla y así sucesivamente vamos atornillando balaustre tras balaustre cuidando su posición. Para asegurar el espacio exacto insertaremos un separador de plástico. Termina la instalación y sal a tomar el aire más seguro.

¿Necesitas más información?