Cuando uno se pone a pensar acerca de iluminación lo más común que se nos puede pasar por la cabeza es el uso de focos comunes, pese a ello no podemos olvidar como una buena recomendación (y algo no tan común comúnmente) el uso de los denominados focos LED, siglas de Light-Emitting Diode (en español traducible como diodo emisor de luz). Los focos LED cuentan con un funcionamiento algo distinto a lo común, teniendo otra forma de electroluminiscencia generada cuando se polariza de forma directa la unión PN del mismo y circula por él una corriente eléctrica. Como dato extra, los diodos emisores de luz ultravioleta se denominan led UV mientras que los de luz infrarroja se llaman IRED.

Iluminacion con LED: Focos Ahorradores y Brillantes

El uso de iluminación de tipo LED suele ser considerada como mucho más ahorrativa en comparación a lo que ofrecería un foco común y corriente, aparte de requerir de menor mantenimiento al respecto. Entrando un poco más de lleno en cuanto a los beneficios que nos presentan los focos tipo LED hallamos que no son generadores de radiación ultravioleta, siendo así considerados como mucho más ecológicos que la competencia, aparte consumen un 80% menos de energía y duran hasta 15 veces más de lo común. Por último tengamos en cuenta que aparte de tener una luz brillante y clara no suelen ser fuente de calor, sendo así ideal también para negocios en donde la mercadería debe encontrarse en un estado mucho más puro.

Iluminacion con LED: Focos Ahorradores y BrillantesLa iluminación LED se usa para múltiples casos, pasando desde aparatos electrónicos como televisores y pantallas gigantes hasta el uso de señales de tráfico como semáforos. Por ello, como cada vez notamos la presencia del uso de focos tipo LED para diversos casos no resulta descabellado el pensar que estamos ante el próximo tipo de iluminación favorita para los hogares, superando en muchos casos a los fluorescentes. Aparte también brinda mejor iluminación, siendo una alternativa óptima para trabajos de estética y decoración en el hogar.

Tengamos además en cuenta que esta clase de focos no sacrifican eficiencia energética para lo que concierne a focos de colores, algo que sucede muy comúnmente con otros tipos de métodos de iluminación, los cuales requieren de filtros. Pese a esto último lo más común que podemos encontrar en el mercado actual es el uso de focos LED de tonalidad blanca, los cuales se calcula que pueden durara hasta 20 años con relación a un uso moderado.

¿Necesitas más información?