Generalmente de uso en los cuartos de los niños hallamos a los famosos camarotes en L, es decir aquellos que poseen una forma distinta de estructura física. Ya que como bien se suele reconocer ambas camas del camarote suelen tener la misma figura solo que una sobre otra. En el caso de los camarotes en L una de las camas va en posición distinta a la otra, ideando un ángulo de 90 grados entre ambas. Puede que esto parezca para muchos tan solo un detalle curioso más que práctico, pero veamos que también sirve para brindar un nuevo orden dentro de la habitación.

Camarotes en L: Camarotes en Posicion en Angulo de 90 Grados

Para comenzar, gracias a su forma los camarotes en L pueden acomodarse para que puedan acomodarse en una esquina del mejor modo posible. Así mismo el espacio que se crea bajo la cama superior y que no invade al de la inferior puede servir para diversas tareas, como por ejemplo el poder posicionar cajones donde poder guardar elementos de importancia para los usuarios. También podría aprovecharse para poder instalar un pequeño escritorio de estudio e inclusive una computadora si se da el caso de que el espacio se pueda aprovechar al máximo.

¿Necesitas más información?